Gremios responsabilizan a Julio Martínez y al gobierno nacional por los despidos en el Parque Industrial        El Municipio destacó la importante matricula de alumnos de las escuelas municipales        Velardez realizó una intensa gira de trabajo en Chepes        EEUU ante acciones norcoreanas: la paciencia estratégica se agota        Casación confirmó la condena a Milagro Sala        Esteban Bullrich será candidato a senador por Cambiemos        Se conformará una cooperativa de servicios que fabricará calzado de seguridad        Garantizan la entrega de medicamentos y anticonceptivos a pacientes ambulatorios        Se realiza capacitación en incendios estructurales a bomberos
 
viernes 23 de junio de 2017
Contacto  Favoritos  
12/10/2012
Policiales y Judiciales
Se reanudó el juicio de Marita Verón y una testigo dice haberla visto en La Rioja
En Tucumán, el esperado testimonio de Lorena se concretó este jueves al reanudarse el juicio por la desaparición de Marita Verón y, según declaró la testigo, ambas estuvieron en un prostíbulo de La Rioja que regenteaba Irma Medina, una de las imputadas.

"A Marita la conocí cuando estábamos encerradas en `El Desafío` y me contó que tenía una nena de tres años llamada Micaela", sostuvo Lorena ante el tribunal que integran Alberto Piedrabuena, Emilio Herrera Molina y Eduardo Romero.

Lorena pudo dar su testimonio tras dos días de espera, ya que este paso estaba previsto para el martes, pero ese día se suspendieron las audiencias porque María Jesús Rivero, una de la imputadas, fue internada por un cuadro de depresión.

Rivero se presentó este jueves en Tribunales y de esa forma se reanudó el juicio ya que en Tucumán no se puede avanzar con un proceso oral sin la presencia de todos los imputados.

La mujer, que está imputada en la causa junto a otras 12 personas, justificó su ausencia, que obligó a suspender el juicio, diciendo que sufre un gran desgaste "psíquico, físico y mental".

"Este largo proceso que representa una acusación falsa sobre mi persona y mi hermano (Víctor Rivero, otro de los imputados) me obligó a buscar ayuda psiquiátrica", indicó.

Rivero se ubicó en la sala principal y escuchó el testimonio de Lorena, quien en un primer momento había declarado en la causa con el nombre de otra persona, hasta que finalmente se aclaró su identidad.

Lorena contó que llegó a La Rioja en mayo de 2002 con un grupo de chicas con las que hacía espectáculos de baile. "Ibamos a trabajar un fin de semana y nos volvíamos", explicó la testigo, aunque finalmente fue retenida en el lugar durante un largo período.

"En ese lugar - `El Desafío`, uno de los prostíbulos que regenteab Medina- me recibe un tal Juan, el encargado", explicó.

Luego contó que ese hombre "llama al `Chenga` Gómez para que me vea y luego de cumplir con ese requisito bailo normalmente".

Al día siguiente la situación cambió porque no se le permitió abandonar el lugar y relató que "había chicas sin ropa, separadas de manera que no pudieran hablar entre ellas".

"Quise irme porque no estaban las chicas que fueron conmigo y entonces hablo con Mariana Bustos, quien llama a `Chenga` Gómez para que autorice mi salida, pero le dice que debía quedarme y que si intentaba escaparme iba a matarme o mandaría a matar a mi hijo", agregó.

"Me alteré y le dije que en vez de mandar a matarme, que me mate él", siguió el relato. Luego contó que, asustada, se metió una habitación donde "estaba Marita y hablamos de nuestros hijos".

"Intentamos hablar por teléfono pero no nos pudimos comunicarnos", añadió. Según Lorena, Marita fue sacada del local en un Duna Blanco cuando alguien advirtió que iban a allanar el local.

También dijo que su identidad se confundió inicialmente porque le había dado un documento robado que estaba a nombre de Anahí, la joven que era buscada inicialmente y que la semana pasada aclaró su posición en el juicio.

Durante su extenso relato, Lorena contó cómo era el sistema de trabajo que tenían y relató que muchas salían del lugar por pedidos de personas importantes.

"Era común escuchar `vino el juez, el abogado o el empresario y se llevó a fulana`", indicó.

También destacó que si una joven quedaba embarazada la obligaban a abortar y relató la historia de dos mujeres que "lograron escapar y fueron a pedir ayuda a la iglesia".

"Ambas estaban descalzas y el cura les dio unas alpargatas para que se pusieran, pero en lugar de ayudarlas las devolvió al lugar de donde habían salido", indicó.

Lorena, oriunda de Río Cuarto, Córdoba, tiene actualmente 34 años, es soltera y madre de cinco chicos, el mayor de 12 años y el mejor de 3.

--------------------------------------------

Fuente: Noticiasnoa.com.ar

- 2010 DERIOJANOS.COM.AR -